Saltear al contenido principal
10 Consejos (de Un Políglota) Para Aprender Idiomas (y II)

10 consejos (de un políglota) para aprender idiomas (y II)

Hoy continúo comentando los consejos de Mathew Youlden, políglota que habla nueve idiomas de forma fluída y se defiende en otros doce. En el post anterior comentábamos la importancia de tener clara nuestra meta, conseguir inmersión total, conseguir un compañero, utilizar el idioma de forma práctica y divertirse. Hoy veremos otros cinco consejos y os daré mi opinión personal al respecto:

6 – Compórtate como un niño

Como hemos comentado ya en otras ocasiones los niños aprenden más rápido que los adultos, pero no por una capacidad superior relacionada con su edad (algo de lo que no existen evidencias científicas) sino por la manera en que afrontan el aprendizaje: se lo toman como un juego, en el que participan libres de prejuicios, sin miedo a cometer errores y disfrutando del proceso sin pensar en la meta.
Sin duda hay mucho que podemos aprender de los niños en este sentido. Nunca me cansare de repetirlo: el miedo a cometer errores anula nuestra capacidad de aprender. El proceso prueba-error es una de las principales herramientas de aprendizaje con la que contamos los seres humanos, al menos hasta que la tecnología avance lo suficiente y podamos aprender idiomas comiendonos una pastilla, como vaticina el señor Negroponte.

7 – Abandona tu zona de confort

El concepto de «zona de confort» es ya bastante manido, pero no deja de ser útil para definir una realidad que todos experimentamos a diario: lo difícil que resulta cambiar hábitos en nuestra vida. Nuestro cerebro tiene su propio sistema de defensa para evitar que hagamos cambios innecesarios y malgastemos recursos valiosos en forma de tiempo y energía. Este es uno de los motivos por los que aprender idiomas resulta tan difícil a una gran mayoría de la población.
Conseguir atravesar la barrera y salir de nuestra zona de confort no es fácil, sobre todo al principio. Exige aceptar que vamos a sentir cierta incomodidad y desazón. Al aprender idiomas esto se manifiesta por ejemplo en la frustración que sentimos al intentar hablar con un nativo que no nos entiende, o al ver una película en versión original con subtítulos. Si aceptamos estos momentos de cierta incomodidad como necesarios estaremos en el camino hacia la superación personal.

8 – Escucha

Parece una perogrullada, pero para aprender a hablar primero hay que escuchar, una afición cada vez menos practicada. Como explica Matthew, escuchar es la mejor forma de superar algunos obstáculos, como la pronunciación de fonemas complicados (en su caso la «r» fuerte en palabras españolas como «perro», que cuesta tanto a los hablantes anglosajones). Si prestamos la suficiente atención durante el suficiente tiempo ninguna palabra es imposible de pronunciar. La práctica hace al maestro, y por tanto debemos desarrollar no sólo nuestra capacidad de escucha sino nuestra paciencia y perseverancia.

9 – Observa a otras personas hablar

Complementando a la escucha, la observación es fundamental a la hora de pulir nuestras habilidades de pronunciación. Cuando tenemos dificultades con ciertos fonemas o sonidos debemos observar a hablantes nativos o bilingües tanto como sea posible para captar cómo consiguen hacer dicho sonido. La pronunciación implica utilizar nuestro aparato fonador, que incluye lengua, labios, garganta, nariz, etc. La escucha combinada con la observación son fundamentales para llegar a comprender cómo reproducir un sonido que se nos resiste.

10 – Habla contigo mismo

Como el propio Matthew reconoce «esto puede sonar raro», pero hablar contigo mismo en voz alta es una buena forma de practicar, sobre todo en esos momentos en que no tienes posibilidad de practicar con otra persona. Escucharte en voz alta (también grabarte en audio o vídeo) puede ayudarte a descubrir errores que estás cometiendo o a pulir tu pronunciación. También te ayudará a ganar confianza y mejorar tu fluidez.

Y un consejo extra: Relájate

Deja atrás tus miedos y ansiedades y disfruta. Estás aprendiendo y nadie va a juzgarte duramente por cometer errores, al contrario, la mayoría de la gente suele ser amable y receptiva cuando alguien está esforzándose por aprender su idioma. Tómate los errores con sentido del humor y no permitas que los prejuicios de otras personas te limiten. Aprender un idioma es un proceso de crecimiento y superación que tiene sus dificultades y contratiempos, ¡pero las ventajas y el disfrute que te proporcionará a largo plazo son infinitamente superiores a los costes!

Esperamos que los consejos te sirvan en la práctica de cualquier idioma que estés intentando perfeccionar. Si te interesa profundizar en tu capacidad de comunicación en inglés, ganar fluidez y mejorar tu comprensión oral, nuestro taller Pierde el Miedo a Hablar en Inglés  te será de gran ayuda, independientemente de tu nivel.

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete a nuestra nuestra Newsletter

Consentimiento envío información comercial

Información básica sobre protección de datos:

  • . Responsable de tratamiento: Creatia Business S.L.
  • . Finalidad: Remisión de comunicaciones comerciales.
  • . Legitimidad: Consentimiento expreso del interesado.
  • . Destinatarios: No se cederán datos a terceros excepto cuando sea necesario e imprescindible para atender su solicitud
  • . Derechos: Acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación, portabilidad.
  • . Puede consultar la información adicional sobre protección de datos a través del siguiente enlace https://creatiabusiness.com/proteccion-de-datos/